Lluís Pastor: “En las relaciones no es solo lo que cuentas, sino cómo lo cuentas”


Lluís Pastor (foto: Alberto Gamazo)

Lluís Pastor (foto: Alberto Gamazo)

Haber asistido a una de sus clases se convierte en un privilegio. Pocos profesores como Lluís Pastor (Barcelona, 1968) pueden presumir de conseguir un viernes por la tarde hacer a sus alumnos mover las sillas, rodearse en un círculo y escuchar atentos, hasta acabar en carcajadas. Un showman de las aulas, sin duda. Quien lo vio, lo sabe. Logra captar la atención de cualquier auditorio. Experto en comunicación, imparte sus clases en la Ramon Llull y en la UOC donde es el director de Estudios de Ciencias de la Información. Además de pasearse por platós y programas televisivos y radiofónicos, haciendo honor de ese charme que posee.

¿Barcelona es introvertida o extrovertida?

Parece extrovertida. La ciudad lo parece, pero los barceloneses lo son menos. A la gente le falta un poco de ya no solo ver mundo si no sentir el mundo. El catalán tiende a mirar demasiado para dentro y cada vez más, aunque parezca que no, que somos muy abiertos. Habrá élites que no, que dé vueltas, arriba, abajo, que se mueva, que se abra. Pero no es algo generalizado. Barcelona se vende muy bien porque parece extrovertida, pero si vives la Barcelona formada por gente que vive en Barcelona y no los que están de paso (aunque por temporadas largas) ves que es más apariencia que realidad. Hace falta un golpe más, un abrir los ojos, oxigenar la ciudad, oxigenar el país…

En Barcelona se sale y mucho. Llenamos los bares, en grupos, pero no llenamos las calles. Nos cuesta hacer nuevos amigos, pero lo que tenemos son lazos de muchos años. ¿Quizá son esas las buenas relaciones?

No. Estoy convencido de que no, que no son las buenas las relaciones más cerradas. Creemos que las más focalizadas, con menos personas, son supuestamente más intensas y de más calidad. Es una gran mentira. Eso al final es una forma de salir vivos en la foto pero igual no nos da el mejor perfil. Parecemos más abiertos de lo que somos, pero insisto, nos falta esa dosis de mundo y no de ombligo.

¿Cómo nos creemos que somos y cómo nos ven fuera? Como la ventana ciega de Johari, aquello que desconocemos que saben de nosotros.

Si ponemos de ejemplo el eje Barcelona Madrid, creo que nos movemos por estereotipos unos y otros, que siempre tienen una parte de realidad, eh. Se construyen a partir de repeticiones entre personas y generaciones. Pueden pensar que somos antipáticos, endogámicos, egoístas, prepotentes, pero también trabajadores. Prevalecen los factores negativos en este eje por ambos lados. No nos hacemos buena prensa. Cataluña tiene mala prensa allá donde vaya. Tiene un malstorytelling, y hasta que no lo cambie, serán como los judíos: con una mala historia. ¿Son buenos, son malos? No lo sé, pero es difícil venderse bien con una mala historia. Barcelona se libra un poco de ese provincianismo, ombliguismo que carga ese espíritu catalán. Barcelona en Europa sí se ha vendido bien. ¡Hace poco salió en The Guardian como una de las mejores cinco ciudades del mundo!

Storytelling, las buenas historias que puede uno contar de sí mismo. Como individuos, ¿hacemos buen storytelling de nosotros mismo? ¿Sabemos vender nuestro propio relato?

Hay quien sí y quien no. Esto es chulo… En las relaciones interpersonales no es solo lo que cuentas, sino cómo lo cuentas. A veces lo que cuentas es lo de menos. Es el tono, es la mirada, es la química, es ese me recuerda a aquella persona… Lo divertido es que todo eso lo pensamos ultrarrápido. Desde la guardería que nos pasamos la vida comunicando aunque no sepamos. Somos auténticos masters, nuestro cerebro lo es. Después de treinta segundos ya ves si hayfeeling para que esa persona pueda ser tu amiga o el amor de tu vida, aunque luego se joda, o no. El storytelling es esa comunicación inconsciente que nos acompaña y hace que te acerques o te alejes de alguien.

REACCIONAMOS COMUNICATIVAMENTE DIFERENTE, GANAREMOS UN MONTÓN DE COSAS Y OTRAS LAS PERDEREMOS

En tu libro Escritura sexy explicas que deberíamos valorar la infinidad de elementos pragmáticos que rodean la lengua, pues no todo es el significado de la palabra que emites. Si lo trasladas a los nuevos soportes, sin el cara a cara, ¿cómo se reflejan?

Voy a explicar una cosa que me sorprende y que cuento a mis amigos siempre, quienes luego la cambian, y es la foto de perfil Facebook o Whatsapp. Eso debe de haber análisis hechos ya. Si estás de espaldas… ¿me estás diciendo que te escondes? O la foto con tu hijo, el peso de ese hijo casi te anula a ti. Quienes te vean, te relacionarán con él. O la pareja. Con el éxtasis del inicio se podría entender, pero aunque estés encantado, has cedido parte de ti dejando entrar a otra persona a la foto de tu carta de presentación. Esos elementos se reflejan también. Todo en cuestión de miradas, gestualidad, voz… Lo dejas en tus fotos, vídeos, manera de escribir. Solo es saberlo interpretar.

Quizás hemos demonizado la tecnología creyendo que empeora nuestras relaciones y no es así…

No creo. Las relaciones las empeoramos nosotros mismos. Nos vinculamos con los demás con los medios que tenemos. Antes hablábamos dos horas por teléfono y ahora estamos escribiéndonos horas por Whatsapp. Son nuevos códigos, una dependencia del móvil que antes no habíamos vivido y no hay entreno previo. Somos el vagón de cola de un mundo que se acaba, el analógico. Yo, que soy editor digital, profesor digital… Y, en cambio, sigo comprando libros en papel y subrayándolos. Si lo normal es que estemos cenando con el móvil al lado, al final nos adaptaremos y las cenas de dos desaparecerán.

Comunicándonos de forma tan rápida y ligera, nos hemos encerrado en marcos referenciales donde todos vemos lo mismo, ¿no estaremos empobreciendo las relaciones?

Se han multiplicado los nodos de comunicación. Ahora cualquiera de nosotros somos un nodo de comunicación, pero aunque hayan muchos más canales de comunicación, más medios, más mensajes… En los grandes temas hemos empobrecido el discurso, hay menos oposición a ciertas ideas. El pensamiento único sigue funcionado con ciertas ideas preestablecidas que a veces compramos inocentemente.

A VECES LO QUE CUENTAS ES LO DE MENOS. ES EL TONO, ES LA MIRADA, ES LA QUÍMICA, ES ESE ME RECUERDA A AQUELLA PERSONA…

No acabamos de comunicarnos de forma más profunda, ¿nos quedamos en una corteza superficial?

Si fuera como las capas de la Tierra, nos acabamos quedando en la primera y nos cuesta ahondar, sí. Pero los medios digitales exigen que la información sea rápida. Uno de sus valores es la rapidez y con ella no puedes llegar a mucho más.

¿Pero con ella perdemos reflexión?

Siempre perdemos cosas. Hay una historia maravillosa de Fedro(aunque soy antiplatónico, alguna vez lo he contado a mis alumnos). Cuando se inventa la escritura, el tipo que la inventa dice que multiplicará la memoria porque todo lo tendremos escrito, disponible para consultar. El crítico dice lo contrario: si tengo un libro ya no tengo que memorizar. Y de hecho fue así. ¿Qué decía el capítulo uno de Moby Dick? Pues voy al libro y leo “Hola soy Ismael…”. ¿Somos más tontos? No. Reaccionamos comunicativamente diferente, ganaremos un montón de cosas y otras las perderemos.

El paso del cerebro dormido al cerebro creativo que explicaba Lakoff. Quizá nos falta desarrollar el cerebro creativo para no estar todos en la corteza superficial.

Más que creativos, es ser valientes y valientes hay pocos. Que son los que han cambiado el mundo. Tenemos una tendencia al no cambio, de no salir de la caja y solo pocos osados los capaces de pensar en algo que nadie antes había hecho. El mundo cambia cuando hay gente que sale de la caja, la línea de confort, pisando un terreno que nadie había pensado antes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s